martes, 17 de mayo de 2016

The Quiet Island



Amigos, tengo ciertamente abandonado este rincón, pero estos meses han estado llenos de trabajo y proyectos, y no he tenido más remedio. Llevaba ya mucho tiempo dándole vueltas a la idea de traducir La Isla Tranquila, ya que es, de mis tres novelas, la que más éxito parece haber tenido. Aunque soy traductora, o quizá por eso, sé que no es lo mismo traducir un texto técnico o legal que uno literario, así que nunca me planteé la idea de hacerlo yo misma. Comencé, pues, a buscar a un traductor que reuniera ciertas características, entre ellas que fuera nativo de inglés y viviera en España, o bien al contrario, un español en Inglaterra o USA. Claro está, con lo de ser traductor ya consideraba que iba implícito el que escribiese bien, pero si además tenía algún libro publicado, mejor que mejor. Y encontré a la persona perfecta, Olga Nuñez Miret, traductora literaria, española residiendo en Reino Unido, escritora...Y todo resultó de lo más sencillo. Contacté con ella y enseguida llegamos a un acuerdo. Su trabajo ha sido impecable, rápido y la nueva versión me tiene enamorada.  The Quiet Island está comenzando ahora su andadura pero, la verdad, me siento feliz de haber tomado la decisión de trabajar con Olga. Todos sabéis que algunos libros mueren en la traducción porque, como en todos los oficios, hay buenos y malos profesionales. Y es comprensible que cuando uno no tiene editorial detrás, dude mucho sobre si invertir dinero en algo que puede salir francamente mal. Y en el mejor de los casos, si el escritor también habla inglés, puede tirar la traducción a la basura sin publicarla y dar por perdido el dinero; pero si no es el caso, y la obra sale a la luz, puede llevarse una gran decepción cuando reciba malas críticas y bajas ventas en una novela que, en su versión original, más o menos marcha. Por eso quería compartir con vosotros esta novedad, especialmente con los escritores indies que puedan estar planteándose este tipo de decisiones. Con Olga Nuñez Miret podéis estar seguros de que dejáis a vuestra creación en muy buenas manos. Os dejo aquí su blog por si os pica la curiosidad o, tras esta entrada os termináis de animar a traducir vuestro libro.






As dawn breaks, the usual calm of a tiny quiet Mediterranean island is shattered by the news. A teenage girl has gone missing. Inspector Villanueva, temporarily transferred to the island, and sub-inspector Esteller must fight against the elements, the lack of resources, and their own demons to solve the mystery of what happened in a place where nothing ever does.